Megera


Aquí estoy, en el sitio que he elegido. No voy a llamar casa a un agujero que sólo tiene por luz mi furia encadenada. Nadie me visita, salvo mis hermanas Alecto y Tisífone, Erinias de sangre caliente que intentan convencerme con horrores de utilería. Que persiga, que castigue, que condene a los infieles, a aquellos que han amado más allá de sí mismos y que huelen en sus manos el perfume embriagador de la derrota.
A fuerzas de costumbre, el abismo de mi tristeza: escribí mil cartas de amor que no fueron leídas.
Esperé. Esperé. Caí a la tierra. Las piedras me consolaron, el rosario de huesos, la arena silenciosa.
Debería bastarme.

***

2 Comentarios:

siempreconhistorias jueves, abril 09, 2009  

Quédate Megera en el encierro y que tu furia alcance a los mojigatos y no amadores, que los que aman ya conocen la escritura de cartas que nadie lee.
Precioso, señora Erinia de sangre fría.
Un beso
canariza

Dédalus viernes, abril 10, 2009  

Querida Megera: En algún momento de mi reciente biografía, yo fui esa a quien retratas cuando te miras en el espejo. Escribí esas cartas y amé vaciándome, más allá de mí mismo... Tal vez por tal motivo, he errado hasta tu casa, pero no buscando la compasión de un igual, y mucho menos su castigo, sino (mil veces mejor) una mutua compañía.
Hazme un hueco en tu furia, tal vez encontremos un sentido a los días contraviniendo los caprichos del destino.

Un abrazo.

Publicar un comentario

Page copy protected against web site content infringement by Copyscape CÍTAME

OJÍMETRO

http://www.wikio.es
Blogalaxia
eXTReMe Tracker
Creative Commons License Free Web Counters
Ranking de blogs

Map IP Address
Powered byIP2Location.com

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP