Idunn


Fui a ver a las Nornas. Urd y Skuld tejían y destejían; Verdandi tenía la rueca mala, y los destinos de algunos hombres se enredaban en las ramas de Yggdrasil. Al otro lado del río, un animal bellísimo me miraba. Le ofrecí una de mis manzanas. Tuve que nadar de espaldas, con la fruta al medio de mis pechos. No podía mojarse. Las hilanderas gritaban que me devolviera.  Casi al llegar a la orilla, el animal se acercó a mí y devoró el pomo carnoso y fragante. Serás joven para siempre, le dije acariciando su hocico. Él gimió de alegría, y hundió lentamente sus colmillos en mi cuello. Se ahogó de inmediato con los vapores venenosos de las uñas de los muertos que yo guardaba debajo de la lengua, a modo de precaución.
Trepadas arriba de Yggdrasil, las Nornas soñaban con aguas rojas y batallas eternas. Salí en silencio. No quise despertarlas. Mis dedos estaban traslúcidos.

***

Foto: Norm Murray.

3 Comentarios:

siempreconhistorias lunes, junio 01, 2009  

Por fin se me abre otra vez la posibilidad de comentar. Tendré que leer todas las sagas para saber de nuevo que eres más que impecable.
Un beso, maestra.

sergio astorga martes, junio 02, 2009  

Las raíces de tu fresno literario son grandes y profundas, tus frutos son antojables aunque la vida dejemos.
Un abrazo en madeja.
Sergio Astorga

El Titán miércoles, junio 03, 2009  

impresionante...ya lo lei en breves no tan breves...
un saludo...

Publicar un comentario

Page copy protected against web site content infringement by Copyscape CÍTAME

OJÍMETRO

http://www.wikio.es
Blogalaxia
eXTReMe Tracker
Creative Commons License Free Web Counters
Ranking de blogs

Map IP Address
Powered byIP2Location.com

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP